Cualidades del Yogui Positivo
 

El darse sin reservas es un hecho
en el natural amor que brota en su pecho.
En la maltrecha vida será rehecho
quien a él se acerque con dolor y pena,
ya que su sabiduría el padecer quema.

 

El denso aire de energías extrañas
convierte en fino viento de altas montañas,
por la luz deliciosamente serena
que brota de sus iluminadas entrañas,
suelta del samsara el vinculo-cadena.

 

Su enseñanza viva nutre y sabe 
al genuino Dharma Universal, suave.
Libera a las mentes como aves ligeras,
en el vuelo místico carente de fronteras,
o el florecer primaveral en las verdes praderas.
 

A todos los seres ofrece como donación
la total maestría del imparcial amor,
audaz, careciente de falso pudor,
juguetonamente expresa su realización
y danza danzando los fenómenos con humor.

 

A su paso invita a la amplia expresión
con una energía comunicadora de libre relación.
Es una fuente que emana inspiración,
cautivando en la magia creativa la situación,
irradia, como la luz del sol, la compasión.