DESPIERTA DEL SUEÑO

 
Despierta del sueño,
en que, te creíste despierto.

El pomo gira sin resistencia
 y abre el paisaje de la noche,
remotas ráfagas de lo oscuro
 se diluyen, como un dibujo en el agua.

Los  límites conocidos olvidados
en lo profundo de lo denso,
en el latido del silencio de la materia.

Sólo latido del más dulce,
cálido suspiro de lo atemporal,
sólo latido del corazón
que ancla este cuerpo material,
hueco, diluído, fusionado,
al espacio cálido de la presencia.